website translator plugin

Definitivamente una de las partes favoritas de mi clase son los descansos mentales. Soy maestra de la escuela elemental y me gusta implementar este tipo de actividades para  motivar a mis alumnos a seguir trabajando y ayudarlos a concentrarse mejor.

Cuando empecé a usar los descansos, buscaba juegos simples y fáciles que eran divertidos para mis alumnos, pero nunca sentía una conexión con ellos. Algunos juegos incluso, me parecían un poco tontos, pero continuaba usándolos,  ya que los tenía a la mano y me facilitaban y ahorraban trabajo.

Un día después de escuchar una canción de Chayanne que recuerdo desde que estaba muy niña, se me quedó grabada en la cabeza y la busqué en Youtube para recordarla , entonces encontré el video de Luis Pescetti con un movimiento sencillo y pensé que podría incluirla en mis clases como un juego típico y a su vez, aprovechar la oportunidad para mostrar esa parte cultural que a veces me hacía falta en mis clases, ya que se me hacía difícil incorporar temas culturales, especialmente en la escuela elemental.

“Palo Palito eh”  Me pareció una canción perfecta por lo corta, por el uso de vocabulario sencillo y además el ritmo era pegajoso y fácil de seguir. Sabía que mis estudiantes iban a poder cantarla después de practicar un par de veces.

Para hacer la actividad, primero debes cantar la canción un par de veces.  Yo utilizo el póster que puedes descargar aquí. Recuerda establecer el significado de las palabras desconocidas y contarles un poco de Chayanne y de la importancia y el orgullo que tiene para muchos países latinoamericanos. Yo incluso, les enseñe fotos y videos y hablamos un poco de su orígen y de sus canciones más populares.

Canta la canción un par de veces para que los estudiantes se familiaricen con el tema. Después, pídeles que canten juntos toda la canción, pero que poco a poco deben ir quitando mentalmente palabra por palabra empezando por el final, que en este caso será el último "eh".

Para la siguiente ronda, canta toda la canción pero omite la penúltima sílaba, en este caso será el segundo “eh” y así sucesivamente hasta terminar con todas las palabras.  

Si en algún momento un estudiante canta la sílaba que no corresponde, el estudiante o estudiantes se sentarán en el medio del círculo con oportunidad de volver solo si en la siguiente ronda cantan las palabras que corresponden. Como yo enseño en la escuela elemental, mis estudiantes se ponen tristes cuando pierden o cuando quedan fuera de un juego o  una actividad. así que no elimino a nadie del juego; simplemente cantamos la canción y nos divertimos al máximo y así evitar que los alumnos se sientan frustrados o enojados por no poder continuar con la actividad.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS